Uso y mantenimiento de las aspiradoras sin bolsa

Las aspiradoras sin bolsa son muy útiles y versátiles en el momento de ponerse en modo zafarrancho y ayudan a limpiar toda la casa. También ayuda a mantener las estancias con mayor salubridad al tener los ácaros alejados.

Las aspiradoras que existen actualmente son piezas de diseño sorprendentes. Para saber cuál es el mejor aspirador sin bolsa, has de analizar previamente sus especificaciones y tener muy en cuenta  su diseño. Mientras más funcional y bonita, mejor.

Tecnología punta que prolonga su vida útil y reduce al mínimo el ruido de aspiración son algunos de las características principales que cualquier modelo de aspiradora sin bolsa proporciona. Los aspiradores sin bolsa de Rowenta proporcionan grandes resultados.

Disponer de una aspiradora en el hogar es sin duda algunas un gran acierto. No obstante, como todos los electrodomésticos, tienen un mantenimiento. Cada cierto tiempo toca realizar tareas para mantener su correcto funcionamiento. Limpiar el filtro de una aspiradora sin bolsa contribuirá a que no pierda fuerza de succión para obtener mejores resultados.

Lo primero que debes saber es que una aspiradora tiene varios filtros. En una aspiradora sin bolsa puedes encontrar filtro de entrada, filtro de espuma, filtro HEPA, filtro de salida de espuma y microfiltro.

Consejos para limpiar el filtro de tu aspiradora.

Los filtros de cualquier aparato doméstico no son eternos. Muchos tienen fecha de caducidad y por el bien de la aspiradora conviene limpiar el filtro de una aspiradora sin bolsa o cambiar por unos nuevos cuando estén ya deteriorados.

Hay que limpiar periódicamente el filtro de una aspiradora sin bolsa de entrada HEPA para eliminar el polvo. Y no sólo éste, también el filtro de espuma (entrada y salida) porque tiene la función de proteger al primero contra el exceso de suciedad.

Para limpiar los filtros de una aspiradora sin bolsa, debes de lavarlos con agua corriente, prestando atención a los pliegues. Es suficiente con colocarlos debajo del grifo, ya que la presión y el agua quitan la suciedad.

Antes de insertarlos de nuevo, asegúrate de que están totalmente secos. Es mejor que limpies los filtros de tu aspiradora y al día siguiente colocarlos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *